Cómo quitar arañazos de la pintura de un coche

quitar-aranazos-coche

No hay nada peor que un rasguño en tu coche. Una vez que lo hemos visto solo pensamos en eso. Incluso se vuelve problemático cuando quieres revender el coche… pero ¿hay alguna solución milagrosa para borrar los arañazos de la carrocería?

¿Solución milagrosa? Bueno no. Las cosas nunca son fáciles como te puedes imaginar. Sin embargo, existen productos adecuados para reducir los rayones, así como los llamados productos de reemplazo si no tienes el tiempo y los medios para comprar un producto específico.

Borrar arañazos con cera de pintura

Este tipo de productos son ciertamente extraordinarios pero no hacen milagros. No podrás borrar los arañazos. Sin embargo puede reducirlos en gran manera.

De hecho, para los microarañazos, este producto puede reducir la visibilidad del rasguño. No desaparecerá pero será menos visible. En primer lugar, limpia la carrocería de tu coche.

Una vez que su carrocería esté limpia y seca, aplica el reparador de arañazos en los rasguños que notes. Dejar actuar unos instantes. Luego, con un paño de microfibra limpio y seco, pule el área rayada. Repite la operación una segunda vez si es necesario.

Usar lápices o pastas de retoque

Hay bolígrafos o pastas para eliminar los rasguños la carrocería, que a menudo se venden como un kit con un juego de esponjas para pulir. Cuando termines de eliminar los rasguños y obtengas el resultado deseado, puedes aplicar transparente automotriz sobre la pintura para darle un brillo que se pueda mantener por mucho tiempo

Los precios varían dependiendo de si son bolígrafos universales o combinan con el color de tu coche. La mayoría de estos bolígrafos funcionan con pequeños rasguños. Cuando los arañazos son demasiado profundos, la pluma ya no es suficiente para camuflarlos.

Pulidora como método para eliminar arañazos

Si la prueba del bolígrafo no funciona, puedes intentar eliminar los rayones de la carrocería de tu coche con una pulidora y diferentes productos especializados.

Primero usa un pulimento suave que se aplica a la almohadilla de la pulidora. Enciende la pulidora y aplícala al rasguño para luego pulir.

Una vez que hayas aplicado correctamente el pulimento, pasa un paño de microfibra por la carrocería y verás el resultado. Si el rasguño aún es visible, intenta nuevamente con un pulidor más duro. Finaliza con un toque de cera para que el cuerpo brille.

Lija y pinta el rasguño a profundidad

Si el rasguño es demasiado profundo y la pintura está dañada, en este caso será necesario tratar la parte dañada con una lija y volver a pintar el color de tu coche, con cuidado de que no sobresalga del rasguño.

Esta solución es efectiva pero delicada. Si no estás muy seguro de hacerlo es mejor llamar a un profesional.

Limpia primero el área rayada. Luego, lija con un papel abrasivo para que la pintura se adhiera. Después protege las áreas alrededor que no desea pintar con cinta adhesiva. Luego rocía pintura del color de tu coche. Dejar secar y pasar una segunda mano si es necesario. Terminar puliendo la zona para armonizar con el resto del coche.

Sigue al pié de la letra nuestros consejos según la gravedad del rayón y mantén la estética de tu coche en buen estado.

También te podría gustar...

Deja una respuesta